Miguel “No todos los días tienes la oportunidad de jugar en Tercera División”

Miguel es el más joven de la plantilla. Recientemente ha cumplido la mayoría de edad, aunque cuando debutó con la primera plantilla aún tenía los 17 años. “Fue una gran oportunidad que me ofrecieron, entrenar con el primer equipo y jugar con el juvenil”. Esa fue su principal razón para llegar al CUC Villalba además de que “No todos los días tienes la oportunidad de jugar en Tercera División”, y cuando su temporada parecía destinada a marcar diferencias con el Juvenil después de destacar en pretemporada, llegó su debut ante el Unión Adarve. Era su primer partido en categoría nacional y “Un poco nervioso sí que estuve, pero eso a lo largo del partido se va superando, fue un resultado malo pero una experiencia nueva”.

El devenir de la liga ha hecho que Miguel hoy sea el único cancerbero del primer equipo, que lejos de relajarse “pienso que si no hay más porteros en plantilla debes esforzarte el doble. La competencia siempre es buena para el rendimiento y pienso que cuando estás solo debes trabajar el doble para exigirte a ti mismo”. Y desde luego que él es un portero que en cada partido y cada entrenamiento se exige más.  También desea, por el bien del club “que no me sancionen por roja ni nada, ni lesionarme. Y poder jugar todos los partidos que quedan”.

También se atreve a mojarse con su peor y mejor partido. “El peor que hice fue el del Rayo Vallecano “B” en la vuelta y el del Alcobendas Sport. No me encontré bien. Los mejores yo creo que San Fernando y San Sebastián de los Reyes en casa”.

La Tercera División le ha llevado además a jugar esta semana en un campo mítico del fútbol madrileño. Define al Cerro del Espino como “Jugar en el campo que entrena el primer equipo del Atlético de Madrid es una oportunidad que no llega todos los días”.  Y esa oportunidad la volvió a aprovechar realizando una notable actuación ante jugadores que aspiran a llegar a la élite futbolística. Ese partido fue otra repetición de la historia, “Mala suerte y lo tuvimos a punto” es su descripción para un partido donde pudieron ponerse arriba con varias oportunidades y finalmente los colchoneros ganaron con dos goles en los últimos diez minutos. “Aguantamos todo lo que pudimos con un derroche físico de todos los jugadores que participaron, pero en una jugada a balón parado como últimamente es costumbre, se nos están yendo puntos. Luego ya que nos entre la pelota o no es suerte”.

También le hemos permitido soñar un poco despierto sobre una situación, y es el CUC Villalba adelantándose en el marcador. “Sería la primera vez si nos adelantamos en algún partido, y estaría bien a ver qué pasa para ver como respondemos nosotros y como responden los rivales”. Un enigma que puede descifrarse pronto si el equipo continúa en esta línea.

Por último, las vacaciones de Semana Santa están a la vuelta de la esquina, prometiendo éstas un maratón futbolístico con liga el jueves santo ante el Aravaca en el Antonio Sanfiz y luego Colonia Moscardó en el domingo de resurrección. “Es lo bonito de jugar en Tercera División, que no descansas. La Semana Santa y la navidad la pasas jugando, y es lo bonito del que le gusta este deporte”.

La seriedad del Cadete “A” les aproxima al sueño.

La victoria del Cadete “A” por la mínima frente al Torrelodones permite a los de Héctor Prieto recuperar el liderato y encabezar la pelea a tres entre el propio CUC Villalba, Rayo Ciudad de Alcobendas “B” y Villanueva del Pardillo.
El Torrelodones se plantó muy bien en defensa, algo que dificultó la labor del CUC Villalba, gozando de dos o tres ocasiones claras hasta el gol. Libre indirecto dentro del área que Yassin trasnformó. Después de eso, los torresanos apretaron sin llegar a crear gran peligro.

Se corta la racha del Juvenil “A” con la buena imagen de Juvenil “B” y Juvenil “C”

Finalizó el febrero mágico para el Juvenil “A”. Desde la jornada 17 no conocían la derrota. Y ahora, siete semanas después, los de Héctor Prieto han caído contra el E.F.M.O Boadilla por 2-0 en un encuentro decidido por el acierto local a pesar de la buena imagen amarilla, que peleó hasta el final y en el descuento, los boadillanos sentenciaron a la contra con el CUC Villalba volcado al ataque.

El Juvenil “B” no se relajó ante el Unión Adarve “D”. Era un partido importantísimo para los de Juan Diego que solventaron con un contundente 6-2 poniéndose de nuevo a tres puntos del ascenso directo.
El colista llegó motivado al Campo Municipal, e iba a vender cara su derrota, llegando al descanso con 3-2 y Ángel deteniendo penalti.
Ante el susto que estaban dispuestos a dar los del Barrio del Pilar, llegó la hora de combinar y desbordar con velocidad por bandas. Eso hizo que el CUC Villalba pudiera meter tres goles más y no sufrir.

Buen partido del Juvenil “C” a pesar de perder por 3-2 contra el Electrocor. Los de Óscar Díaz hicieron una gran primera parte, controlando el partido con algunas ocasiones, aunque un tiro que rebotó en un zaguero villalbino se introdujo obligando a la remontada, apostándose por defensa de tres en la segunda parte marcando dos goles de bella factura. Pero el infortunio se colocó al lado amarillo y en un córner embarullado llegó el empate, certificándose un minuto después la derrota una acción individual del Electrocor acabó con un tiro fuera del área que entró pegado al poste. Tras eso, el CUC Villalba gozó de otras dos ocasiones para llevar la igualada al marcador.

Los Infantiles dan la cara con numerosas bajas.

Alberto Pedregal tenía a su equipo en cuadro para enfrentarse a un Santa Ana que lo dio todo para eludir los puestos bajos de la clasificación. La intensidad puesta por los de Fuencarral dio sus frutos a los cinco minutos con un gol ganando la espalda de los centrales.
La reacción del CUC Villalba no tardó en llegar, combinando para que Isaías pudiera definir poniendo las tablas finales.

El Infantil “B”, a pesar de perder por 0-2 contra el Galapagar “C”, fue ejemplo de lucha al contar con únicamente un equipo titular en liza y otros dos jugadores que se encontraban tocados pero que se sacrificaron por la zamarra.
En la primera parte, los villalbinos apenas dejaron a los galapagueños crear peligro, pero su acierto les llevó a pegar un tiro a la madera y a meter un tiro lejano que acabó entrando en la portería.
En la segunda mitad, uno de los centrales visitantes tomó galones de líder mitigando el acoso villalbino hasta que a falta de diez minutos, el Galapagar “C” apuntilló a balón parado.

 Victoria y derrota contra los equipos de Villanueva del Pardillo

El Alevín “A” ha exhibido una de las mejores imágenes de la temporada frente a uno de los cocos de la categoría. Una gran primera parte tuvo el premio del gol de Kristian que espoleó a los de Nacho Govantes para mantener la seriedad en la segunda. Una jugada colectiva llevó el 2-0 definitivo no sin que antes el Villanueva del Pardillo creara una clara ocasión de gol.

El debut de Borja Pascual en el banquillo del Alevín “B” no pudo saldarse con victoria, cayendo los suyos por 1-2 contra el Villanueva del Pardillo “C”. Los visitantes se pusieron 0-2 con rechace en una falta y un dudoso penalti. Ya en la segunda parte, el CUC Villalba mejoró su imagen y nada más empezar anotaron el 1-2 en un córner apretando a su rival, pero sin conseguir concretar las ocasiones de las que dispusieron.

 Poca recompensa para la buena imagen de los pequeños

Empate a dos del Benjamín “A”, que empezó venciendo por 2-0 al Atlético Villalba “B” , que remontó en los cinco primeros minutos del segundo acto obligando a los amarillos a mover banquillo y sacar de nuevo toda su artillería. Y pudo ganarse el partido, pero el colegiado anuló en el último minuto un gol de Fabio a centro de Nacho por fuera de juego.

A pesar de la derrota por 3-8 del Benjamín “B”, grata imagen de los de Alejandro Bisbal ante uno de los equipos más fuertes de la categoría, llegando a ponerse 2-0 arriba, volteando la escuela el partido con tres goles casi seguidos. Ello obligó al CUC Villalba a salir enchufado empatando a tres y fallando muchas oportunidades. El perdón hizo a la escuela anotar el cuarto y crecerse con el resto de goles.

Mañana exitosa para los Prebenjamines, que se impusieron por 4-1 al Atlético Villalba “D” con seriedad y orden defensivo, aunando ello con puntería en la zona de ataque para cosechar otra victoria más.

A Regional con la cabeza bien alta.

La derrota ante el Atlético de Madrid “B” certifica el descenso matemático de un CUC Villalba que para nada se amilanó en el Cerro del Espino, aguantando hasta los diez últimos minutos el empate inicial(FOTO: Natalia Rubio)

El CUC Villalba ha vuelto a cuajar una buena imagen, esta vez el que tuvo que sufrir para arrancar los tres puntos era el Atlético de Madrid “B”. Más basado en la calidad individual de los suyos y la altura de sus torres a balón parado que en aspectos técnicos. De hecho, la obsesión colchonera en los primeros instantes era buscar el costado de Arona, quien únicamente al principio del partido pudo irse de Dani Muñoz centrando e Iván Márquez rematando fuera.
Eran minutos de posesión del filial colchonero mientras que el CUC Villalba buscaba más el juego directo al no conseguir encontrar a Borja para combinar. Kiko buscaba las espaldas y Tuto poco a poco se iba encendiendo, pero todos esos balones eran cortados por los zagueros rojiblancos.
Los minutos transcurrían, y Gallego era un hombre providencial en los cortes, ayudando además a Damián en las dificultades que planteaba marcar a Prudent, siempre intentando entrar por dentro .

Con el paso de los minutos, el CUC Villalba conseguía perderle el miedo a su rival, y se estiraba poco a poco anulando la citada calidad individual de varios jugadores colchoneros. De hecho, la primera gran oportunidad fue en una abertura de Borja hacia Vivi, que ve a Bassim doblarle a su izquierda y éste tira sacándola Bernabé en dos tiempos.  Y poco después llegó otra en un córner que le cayó en el segundo palo a Dani Muñoz, cerrando Bernabé las piernas a tiempo ante el disparo del hoy lateral izquierdo serrano.  E incluso hubo otra en la que Vivi la metió por el interior a Kiko y éste, a la limón, remata sacándola el arquero local una vez más.

Llegaba la segunda parte y a Víctor Afonso no le gustaba lo que se plasmaba en el verde. Decidía meter  a Robert y Benjamín sacrificando al inédito Katime y Prudent. Esos cambios no le daban el resultado esperado al encontrar mucho orden en la zaga villalbina. Únicamente asustaron con un contragolpe liderado por Arona, que metió el pase raso a Robert intentando sorprender a Miguel de tacón sin éxito.

Borja Fernández-Blanco también movía ficha, otorgando entrada a Jeong por los calambres de Dani Muñoz e incluso se atrevía a dar un paso más quitando a Kiko por Josito y renunciando al buen hacer de Bassim para lograr más mordiente arriba con Paletas. Previamente a ese momento, las ocasiones se habían sucedido, Jeong había chutado fuera al igual que Villa y un Pierre que la pegó dura desde lejos encontrando una doble parada de Miguel.

En los instantes finales, y con toda la artillería sobre el césped, Miguel sacó otro remate debajo de Robert que llevaba veneno a centro de Amath.

El primer gol de la mañana llegó en un córner perfectamente cabeceado por Nacho a las mallas, y con el CUC Villalba volcado en ataque, subiendo incluso Miguel a rematar un córner, llegó la sentencia en una jugada den velocidad de Amath, que se marcha de Jeong y la pone atrás para que Robert no perdone

AT.MADRID “B”: Bernabé, Rafa, Dani Espejo, Pierre, Iván Márquez, Nacho, Arona (Amath, 61), Villa, Katime (Robert, 46), Néstor y Prudent (Benjamín, 46).

CUC VILLALBA: Miguel, Damián, Dani Muñoz (Jeong, 61), Gallego, Juanki, Bassim (Paletas, 79), Vivi, Borja, Kiko (Josito, 68), Mario y Tuto.

GOLES: 1-0 Nacho (Min.81). 2-0 Robert (Min.90 +)

A prolongar una semana más la vida con todos salvo Nico.

El Cerro del Espino –Domingo, 12:00 horas – será otra prueba de fuego para los de Borja Fernández-Blanco en la categoría. En frente, un rival que busca el ascenso tras perder la Segunda B de manera inesperada (FOTO: Natalia Rubio)

El CUC Villalba apurará en feudo colchonero la posibilidad de retardar una semana más el descenso matemático de categoría. Para ello, Borja Fernández-Blanco tendrá como única ausencia a Nico al ver la quinta cartulina amarilla la pasada jornada.
Tuto hablaba de su confianza en dar la sorpresa durante la semana, y el míster villalbino se ha expresado en el mismo sentido que él. “Vamos a intentar la sorpresa pero no el domingo, sino todos los domingos que quedan, darla de aquí a final de temporada”. Manteniendo la tónica de todos los partidos cuando declara que “vamos a ir a disfrutar al máximo contra un filial del segundo mejor equipo de Primera División hasta ahora y competir como venimos haciendo y que los chicos disfruten de jugar contra el filial del Atlético de Madrid”, soñando con perforar el portal que salvo sorpresa defenderá Bernabé y así mantener la esperanza de sumar.

Rayco, ex jugador y ahora componente del cuerpo técnico del Atlético de Madrid “B , no se sentará en el banquillo de Víctor Afonso tras ser sancionado con hasta seis partidos tras el bronco partido de hace 15 días frente al Unión Adarve. Pero el entrenador del filial rojiblanco si podrá contar con otros efectivos como el de sus máximos artilleros, Amath y Katime.

Al autobús de Autocares Lorenzo partirá a las 10:00 horas desde la Ciudad Deportiva con toda la expedición.